Rusticae Rusticae

Del huerto
a la mesa

Paraíso Escondido (Alentejo) - Portugal

"Mantener lo simple y aprovechar lo que la naturaleza te ofrece", ése es el lema del hotel Paraíso Escondido de la selección de hoteles Rusticae en Portugal, situado en el Alentejo Litoral, rodeado de colinas onduladas, cerca de playas vírgenes, y dotado de maravillosos cielos estrellados por las noches. Como ejemplo de este modo de vida está su huerta orgánica. Tomates, patatas, frutas, lechugas, calabazas… son algunos de los productos que se cultivan y que luego forman parte de sabrosos platos alentejanos. Disfruta de una escapada 100% natural.

Cuesta de Patas Club Ecológico - Cuenca

El Club Ecológico Cuesta de Patas es la garantía de que se puede vivir en el campo sin renunciar al lujo y al bienestar. Esta finca agrícola de la estepa manchega ha sido convertida en hotel eco para acoger a quienes deseen darse un baño de salud. El hotel posee varios huertos ecológicos, en los que los venenos y los transgénicos no son bienvenidos. Es un placer saborear en la mesa los productos que se acaban de recolectar, así como participar en las tareas del huerto y la cocina junto a sus propietarios. disfrutar de una estancia en este hotel "Only Adults" es llenarse de salud y energía.

Casa Anamaría - Girona

El respeto por el medio ambiente es una prioridad en Casa Anamaría, un hotel situado en el corazón de Girona, entre la Costa Brava y los Pirineos. En esta antigua finca agrícola convertida en un exclusivo alojamiento también se come lo que se cultiva. Teniendo como base la cocina catalana tradicional, su restaurante sirve platos creativos, elaborados con productos cultivados en la propia huerta, además de la mejor materia prima de la zona para maridar con la extensa gama de vinos y cavas de la bodega.