¡Un finde en Astorga!
10 cosas que no te puedes perder

Con más de 2.000 años de vida, Astorga, en el corazón de León, es una ciudad cargada de historia que tiene mucho que ofrecer al viajero. Su pasado romano está muy presente gracias al importante legado que dejó la antigua Asturica Augusta. Durante la Edad Media fue núcleo clave en el Camino de Santiago y en la actualidad presume de ser la única ciudad en la que confluyen la y la Ruta Jacobea. También es capital de la comarca leonesa de La Maragatería, con interesantes tradiciones, arquitectura y gastronomía. Disfrútala, y elige para alojarte uno de nuestros hoteles con encanto.

 

Legado Romano

Legado Romano

La ciudad de Astorga nació bajo el Imperio romano y durante los primeros siglos de nuestra era gozó de cierta prosperidad gracias a la minería del oro. La denominaron Asturica Augusta, nombre que se sigue empleando para resaltar el importante legado romano que atesora y que es posible conocer a través de la Ruta Romana. No puedes perderte las termas, las cloacas, el domus del mosaico del oso y los pájaros, así como el Aedes Augusti (templo dedicado al culto imperial) y la Ergástula (galería donde se ubica actualmente el Museo Romano), ambos situados en el antiguo Foro.

Conjunto Histórico-Artístico

Conjunto Histórico-Artístico

Astorga está declarada Conjunto Histórico Artístico. Pasear por sus calles es hacer un viaje en la historia. Además de los yacimientos romanos, su riqueza monumental incluye ejemplos románicos, góticos, renacentistas, barrocos y modernistas. Su recinto amurallado alberga construcciones tan importantes como la Catedral, cuyos orígenes se remontan al siglo III y es una de las pocas que cuentan con el título de Apostólica. En su interior destaca el retablo mayor hecho por Gaspar Becerra. Otros lugares de interés son la Plaza Mayor, el Ayuntamiento –uno de los más destacados ejemplos del barroco civil de León-, la modernista Casa Granell o la iglesia de Santa Marta.

Palacio Episcopal

Palacio Episcopal

Si antes citábamos la Catedral y la Iglesia de Santa Marta, el principal conjunto monumental de Astorga lo completa uno de los iconos de la ciudad: el Palacio Episcopal. Se trata de una obra de estilo neogótico proyectada por el arquitecto modernista catalán Antoni Gaudí. Fue construido en granito gris procedente de El Bierzo y posee un aire de castillo, debido a sus torreones y foso. En su fachada, lo más singular es el pórtico de entrada, con tres grandes arcos abocinados. En la actualidad alberga el Museo de los Caminos.

La Vía de la Plata, cruce de caminos

La Vía de la Plata, cruce de caminos

Astorga es también un lugar de peregrinos, pues en ella convergen las dos grandes rutas por excelencia de la Península Ibérica: la Vía de la Plata y la Ruta Jacobea. Anímate a realizar algún tramo de la Vía de la Plata, que comienza en Mérida y finaliza en Astorga (actualmente de Sevilla a Gijón) o toma desde aquí el Camino de Santiago Francés para llegar a Santiago de Compostela. Esta encrucijada de caminos es la responsable de que Astorga presente tal riqueza cultural y patrimonio monumental, que no puedes dejar de visitar antes o después.

Museo del Chocolate

Museo del Chocolate

En Astorga también puedes visitar el Museo del Chocolate. No se trata de una idea azarosa para atraer a los visitantes más golosos, sino que es una institución fundada en 1994 para dar a conocer una de las principales industrias de esta comarca. La industria chocolatera de Astorga comenzó en el siglo XIX y continúa activa en la actualidad. En las distintas salas podrás conocer el proceso de elaboración del chocolate, así como los utensilios que se utilizaban antaño, como los rodillos, los moldes, las artesas, etc. También podrás comprar algún recuerdo dulce en la tienda del museo.

Cocido Maragato, estrella de la gastronomía

Cocido Maragato, estrella de la gastronomía

Astorga es la capital de la Maragatería, y eso también se refleja en su gastronomía. Además de incluir platos tradicionales leoneses como la cecina, la sopa de ajo, el congrio al ajoarriero, las berzas con bacalao o las mantecadas, tu escapada puede ser una buena oportunidad para conocer la cultura maragata, cuyo principal referente es el cocido maragato. Su principal característica es que se sirve al revés, empezando con las carnes, siguiendo con los garbanzos, las patatas y la verdura, y finalizando con la sopa. También se suele acompañar de postre, normalmente las natillas con bollo.

La Ruta del Oro

La Ruta del Oro

Las minas de oro fueron las responsables de la prosperidad de Astorga en época romana, y hoy nos sirven como puntos de una ruta para recorrer y disfrutar de la comarca de la Maragatería. La ruta parte de Astorga, pasa por Murias de Rechivaldo y Castrillo de los Polvazares, uno de los pueblos más bonitos de España. En Rabanal del Camino se encuentra la Fucarona, uno de los enclaves de las explotaciones mineras. En Turienzo de Los Caballeros están los restos del Torreón de Los Osorio, en Pedredo el yacimiento de la Corona y en Lucillo varios petroglifos y las minas de oro de Filiel. Otros lugares de interés son Luyego de Somoza, Val de San Lorenzo y Santiagomillas, donde se encuentra el Museo de la Arriería. (foto:rutadeloro.com)

Castrillo de los Polvazares

Castrillo de los Polvazares

Si haces la Ruta del Oro, Castrillo de los Polvazares será una de tus paradas. Pero si no lo haces, te recomendamos que dediques un tiempo de tu escapada a conocer uno de los pueblos más hermosos de la comarca leonesa de la Maragatería, declarado conjunto histórico-artístico. Parece que el tiempo no ha pasado por sus calles empedradas y casas maragatas, que conservan la autenticidad de la arquitectura popular. La piedra y arcilla roja de sus fachadas contrasta con los colores vivos de los portones y ventanas, una imagen digna de postal. Descubre el pasado arriero de este pueblo y no te vayas sin degustar el cocido maragato, aquí como en ningún lado. foto:rutadeloro.com)

Viaje en familia en La Madrigata

Viaje en familia en La Madrigata

Si viajas con amigos o familia y buscas un alojamiento de turismo rural para todos, te recomendamos la casa de alquiler completo y apartamentos La Madrigata, en Revilla de Cepeda. Esta antigua casa de labranza fue construida en 1934 y albergó el comercio de ultramarinos del pueblo, dedicándose en los últimos años a tareas agrícolas. En la actualidad está totalmente reformada y ofrece varias opciones de alojamiento: el alquiler de todo el complejo o la estancia en una de las tres viviendas. La Casa Grande tiene capacidad para 6-10 personas, el Apartamento Azul para 4-6 personas y el Apartamento Coral para 2-4 personas. Astorga está a tan sólo 10 km. ¡Disfruta!

¡Reservar Ahora!
Escapada a Astorga alojándote en Hostería Camino

Escapada a Astorga alojándote en Hostería Camino

Para redondear la escapada, vive la experiencia de alojarte en un hotel con encanto a pocos kilómetros de Astorga. Si viajas con tu pareja, te recomendamos la Posada Real Hostería de Camino, situada en el pintoresco pueblo de Luyego de Somoza, a los pies del monte Teleno, y en plan Ruta del Oro. Está constituido por dos casas maragatas y un precioso patio central empedrado que las vincula, creando un espacio de culto a la cultura y la historia locales. Descansa en una de sus rústicas y acogedoras habitaciones, con nombres de constelaciones, y disfruta de los sabores maragatos en su restaurante. ¡Y No te pierdas su tienda de antigüedades!

¡Reserva Ahora!