Rusticae Rusticae

Otoño: la estación más romántica del año ya está aquí
Disfruta en pareja de estos 5 planes

Sabemos que muchas parejas aprovecháis el otoño para hacer una escapada romántica. Serán los colores anaranjados, las hojas en el suelo, las puestas de sol, las temperaturas más frescas… Pero lo cierto es que el otoño se ha convertido en la estación más romántica del año, y para que no perdáis tiempo os recomendamos 5 planes en hoteles Rusticae para que disfrutéis los dos solos.

 

Pirineo de Huesca

Disfrutad de unos días en el Pirineo de Huesca, donde podréis admirar su rico patrimonio románico, como la catedral de Jaca o el monasterio de San Juan de la Peña, así como pasear por la naturaleza en estado puro en Ordesa y Monte Perdido o Guara, entre otros parajes donde pronto empezará a asomar la nieve. A las puertas de los Pirineos encontraréis un hotel con mucho encanto para alojaros en pareja: Viñas de Lárrede. Os recomendamos una de sus suites abuhardilladas revestidas de madera y con detalles únicos. Es un placer contemplar el valle desde la terraza de la habitación con una mantita o refugiarse en el salón al calor de la chimenea.

Alto Ampurdán (Girona)

Si os decidís por Cataluña, dejaros atrapar por los encantos del Alto Ampurdán, un buen punto de partida para conocer los atractivos de la provincia de Girona. En este tiempo apetece pasear por los prados y estanques del Parque Natural dels Aiguamolls, ideal para la observación de aves. También hay cabida para la cultura y la buena gastronomía. Y todo esto teniendo como refugio el Mas Lazuli, en la pequeña población de Pau. Este hotel de cuatro estrellas habita un antiguo convento de frailes del siglo XI y tiene unas vistas magníficas a los Pirineos. No hay nada mejor para una escapada romántica que un paseo entre olivos y viñedos, una cena en la terraza o relajarse en una de sus bañeras de hidromasaje.

Granada

Visitar Granada en otoño tiene premio, es el tiempo de los festivales, del regreso de los estudiantes con el consiguiente ambiente de bullicio, y de probar los frutos otoñales como el membrillo, la acerola o la granada. La atmósfera se vuelve más romántica, y es el momento ideal para pasear por los bosques de la Alhambra y el Paseo de los Tristes, disfrutar del flamenco en el Sacromonte o contemplar la puesta de sol en el mirador de San Nicolás. A la hora de descansar, no os defraudará el hotel Villa Oniria, situado en el corazón de la ciudad. Se trata de un palacete del siglo XIX rehabilitado con mimo y buen gusto, cuyos espacios rezuman exquisitez, tranquilidad y romanticismo.

Valle del Douro (Portugal)

Es tiempo de vendimia y una de las mejores zonas para disfrutar de esta experiencia la encontraréis en Portugal, a orillas del río Douro. El Valle del Douro está declarado Patrimonio de la Humanidad y es una experiencia única hacer una excursión en barco mientras se contempla sus terrazas de viñas, participar en catas de vino o visitar poblaciones como Peso da Régua, Pinhao o Amarante. A orillas del río Duero, literalmente, en Baião, encontraréis el conjunto hotelero Douro Suites con vistas constantes al río. Sus suites presentan una decoración sofisticada y todas tienen bañera de hidromasaje. Si os queréis dar un capricho, alojaros en la Casa del Lago, un gran estudio dúplex donde tendréis mucha intimidad.

Sierra de Gredos (Ávila)

También podéis adentraros en la Sierra de Gredos y disfrutar de uno de los espacios naturales más prestigiosos de nuestra geografía. Podéis pasear por sus prados, alcanzar alguna de sus cimas y contemplar sus gargantas, circos, riscos o lagunas. Además del senderismo, podéis animaros a practicar turismo de aventura y redondear la escapada en pareja. A la hora de alojaros, os recomendamos el hotel rural Molino María Justina, a escasos metros del conocido Pozo de las Paredes, en pleno Parque Regional de Gredos. Sus únicas 7 habitaciones presentan bonitos techos de madera abuhardillados y ofrecen unas magníficas vistas al río y a la montaña.